Stream OFFLINE
Nos vemos en la próxima retransmisión.

Próximas retransmisiones:


Torneo
Fecha
21/09/2019 11:00

ESPECIAL EVO: viaje a la cima del mundo de los Fighting Games (parte 2)

Todo acerca de la experiencia del EVO, la gente, top players, costes... contado por el único participante español de Ultimate

Hola buenas, soy Jasku. Si estás leyendo esto probablemente hayas leído ya la primera parte de este artículo; si no, puedes acceder a él haciendo click aquí. Como dije la última vez, esta segunda parte consistirá en la experiencia como jugador en el mayor torneo de la historia de Super Smash Bros.: el EVO 2019. Además, dejaré al final del artículo un vídeo especial. Sin más dilación empecemos por algo muy importante; no, no es algo que se nota en el corazón como la diversión o conocer gente, sino algo que se nota más bien en el bolsillo: el dinero.

 

 

- Dinero:

 

 

Ya lo dije en la primera parte y lo volveré a decir: la inscripción al EVO fue cara. Pero, eso no se queda ahí. Decidir ir a este torneo conlleva, obligatoria e inevitablemente, gastar una pequeña fortuna. Gracias a que iba a EE.UU. a visitar a mi familia de Florida no tuve que pagar los billetes de avión hasta Miami pues me los pagaban mis padres, pero el viaje desde Madrid a los Estados Unidos, generalizando, ronda los 600€ (y tal vez esté siendo muy "bueno") en fechas vacacionales como verano o navidades.

 

Además del coste del avión para llegar al país, porque muy probablemente vayas a tener que moverte dentro de los EE.UU. (como es mi caso), y eso cuesta bastante. El transporte en los Estados Unidos es caro; no existen cosas como Ryanair o Vueling que te lleven a la otra punta del continente por un puñado de euros. Las compañías Low Cost, en comparación con Europa, no son tan baratas: ir de Florida a Las Vegas en agosto me costó algo más de 300€ con la compañía Low Cost, Frontier Airlines. Pero no solo los aviones son caros: los trenes y autobuses también son más caros que en España. Por último en lo relativo al coste del transporte, como en EE.UU. es difícil desplazarse a pie (dado su absurdo tamaño), me vi forzado a pedir transporte para moverme por la ciudad, ya fuera un autobús, un Uber o Lyft o un taxi, lo cual fue aún más dinero para gastar.

 

Pero, llegar al lugar no fue todo el problema, ya que aún necesitaba una cama segura donde dormir. El EVO ofrecía ofertas especiales para aquellos asistentes al evento que se quedasen en el propio hotel en el que se celebraba; sin embargo, los precios, aun con esas ofertas, seguían siendo bastante caros por noche, y el resto de hoteles del alrededor llegaban a cobrar más de 140€ la noche. Por ello, lo mejor para ir a eventos como el EVO es ir a un hotel u hostal alejado del centro de la ciudad (aunque luego gastes en transporte para ir y venir) o pedir una habitación para varias personas y compartirla con tus amigos.

 

Dejando a un lado el transporte y estancia, una vez llegué a la venue me encontré con unos precios abusivos tanto dentro como en los locales circundantes: bolsas de doritos normales a seis o siete dólares, trozos de pizza a cinco dólares...; cualquier cosa costaba tres o cuatro veces su precio normal, por lo que traer comida de fuera era indispensable para poder sobrevivir, a nivel económico, varios días en el centro de Las Vegas. En mi caso fui al McDonald's que había justo al lado de la venue (SO al McDonald's por tanquearse el EVO entero).

 

Ir a un Super Major estadounidense como el EVO es una experiencia increíble, pero además de tener que aunar valor para embarcarte en una aventura de tal magnitud hay que reunir una sustancial cantidad de dinero y prepararse para desembolsar cerca de 1.000€ (probablemente más) entre inscripción, transporte, estancia, comida y moneymatches. Tras detallar brevemente el dinero que se gasta uno al ir al EVO, hablaré sobre lo que más os interesará a todos los lectores: jugar a Smash Bros. en el evento.

 

 

 - Jugar a Super Smash Bros. Ultimate:

 

 

Sobre el torneo en sí tengo muchas cosas que decir y varios sentimientos encontrados. Supongo que comenzaré por lo que considero bueno acerca del mismo. Lo primero de todo: era enorme. Y no me refiero solo al lugar, pues me refiero también a que éramos 3.534 participantes. Por ello, había 256 pools en las que distribuían a los jugadores de los distintos niveles para evitar que unas partes de la bracket sean más difíciles que otras, lo que me lleva al siguiente punto bueno: el nivel más alto.

 

El nivel máximo que ofrecía el torneo ha sido no solo el más alto que he tenido el honor de presenciar en mi vida sino además el más alto posible actualmente. La presencia de jugadores como MkLeo, Tweek o Glutonny hizo del EVO 2019 el máximo exponente de la competición en Super Smash Bros. Ultimate, y sus combates fueron un espectáculo sin par. Sin embargo, aquí acaban las cosas buenas, y este último punto me lleva a la primera cosa mala que decir del EVO: el bajo nivel de la primera mitad del torneo.

 

Antes dije que, en cuanto a nivel máximo, el EVO presentaba lo mejor de lo mejor; pero, a nivel bajo, podemos encontrar algo similar al nivel del usuario medio de salón del manga. Yo pasé de pools sin perder ni una sola partida y sin problema alguno salvo en el último set de winners en el que me enfrenté a un Sheik que me dio guerra, pero hasta él no solo no perdí ni una partida: también hubo sets en los que ni perdí un stock. Me gustaría poder alardear de ser "increíblemente bueno" y de que la razón de semejantes resultados sea por mi "gran esfuerzo", pero no es cierto; lo cierto es que no tuve ningún problema porque el nivel era abismalmente bajo. No son pocos los jugadores que encontré que me dijeron que esta edición del EVO era su primer torneo en la vida, y se notaba; ronda tras ronda en bracket pools, mis oponentes fueron cayendo no por mí sino por su evidente carencia de experiencia. Esto me resultó muy decepcionante, especialmente viniendo del torneo más prestigioso de Fighting Games del mundo. Además, todo el torneo fue BO3 hasta el top 8los horarios no eran particularmente "amistosos" con los participantes: tal vez te hacían venir muy temprano en la mañana o jugar a la hora de comer o justo después de comer (tuve mi combate contra Flow literalmente diez minutos después de terminar de comer a toda prisa).

 

Estación de pools. Como podéis ver, solo había tres setups por pool. Foto por Jasku.

 

Pero, fui avanzando, y al salir de pools ya jugué contra gente de nivel alto, apenas dos rondas después ya me chocqué contra una barrera de jugadores verdaderamente buenos que funcionaba básicamente como un filtro: los que eran buenos de verdad pasaban, y los que no, se iban afueras. Básicamente no conseguí pasar la barerra: apartir de ahí los jugadores que quedaban estaban completamente fuera de mi alcance. Pero cuando terminó mi andanza por la bracket aún no había terminado mi aventura en el EVO ya que aún podía jugar freeplays.

 

Como dije en el primer artículo, había pocas setups. Además de esto, no podían usarse para freeplays si se estaba jugando torneo, el cual se jugó los dos días que estuvimos en el Mandalay Bay Convention Center desde que abría la venue hasta tarde. Solo en momentos particulares entre waves de pools o al cerrar el día se podían usar; el resto del día tenías que ir a la zona BYOC para jugar. Allí había unas diez setups, todas de gente que había traído la suya desde su casa solo para que el resto pudiésemos jugar. Alrededor de cada pantalla podían encontrarse tres o cuatro personas turnándose para jugar, salvo en la setup en la que estaba Mew2King: allí había como ocho o nueve personas haciendo cola. Además de freeplays, se jugaban muchos moneymatches; de hecho, jugué más moneymatches en el EVO que en toda mi carrera como jugador competitivo. Con carácter general, los jugadores estaban más abiertos a jugarse uno o dos dólares en moneymatches (lo cual me consiguió como diez dólares ;) ).

 

El torneo era enorme y el nivel era alto en rondas avanzadas, pero para llegar hasta ahí debí comerme varias rondas de nivel particularmente bajo, lo cual me resultó ciertamente decepcionante teniendo en cuenta que había recorrido mar y tierra para llegar al evento. Las freeplays eran escasas, pero la gente, como siempre, encontraba la manera de sortear los obstáculos y ayudaba a contribuir al ambiente, la competición y la convivencia ofreciendo sus setups. Aun así, y aunque me sepa mal decirlo, he ido a torneos en España en los que se me ha ofrecido una mejor experiencia y condiciones a la hora de jugar a Super Smash Bros. Ultimate tanto a nivel de torneo como de freeplays. Aunque me duela decirlo, no pude evitar sentir que, el EVO, el mítico y legendario evento de renombre, era una especie de salón del manga, aunque de muy buena calidad. Desde luego, lo mejor de todo el torneo fue la gente, que merece su propio apartado.

 

 

 - La gente:

 

 

En el EVO hay mucha gente, y cuando digo "mucha" me refiero a más de la que haya visto congregada tal vez en ninguna otra parte. Pero, hay otro hecho aparte de la cantidad de gente que hace del público de este evento único, y es la diversidad. A diferencia de los torneos de España, en los que hay una gran mayoría de españoles y algún que otro asistente de un país cercano, en el EVO, aunque la mayoría de jugadores sean estadounidenses, el número de extranjeros es abismalmente superior.

 

Gente esperando la tercera cola. La primera fue la de recoger las entradas, la segunda la de llegar a la tercera, y la tercera la de las pruebas de seguridad. Foto por Jasku.

 

Cuando llegué ahí me encontré con personas de todas partes: México, Colombia, Francia, Japón... e incluso, entre los estadounidenses, podían encontrarse de básicamente todos los Estados. Tantas culturas, tantas diferencias y, aun así, tan similares: todos estábamos ahí por lo mismo, y aunque a veces la barrera del lenguaje era insalvable, todos éramos capaces de entendernos a través del juego y compartir, sin mediar palabra, momentos sin igual; miles de historias y miles de trasfondos personales que descubrir y que escuchar eran, sin lugar a duda, lo más interesante de todo el evento.

 

Al sentarte a jugar freeplays, te veías rodeado inevitablemente de gente de todos los rincones del mundo con la que podías charlar y congeniar mientras, de fondo, en segundo plano, jugábais al juego que, sin saberlo, se había convertido en la excusa para sentarte a hablar con alguien. Y todos te recibían sin problemas; y todos te aceptaban una partida si la pedías; y todos te devolvían la sonrisa al chocarte la mano y decirte: "¡Wow, un español!".

 

Paseando por la venue. Foto por Jasku.

 

He intentado describir con palabras lo que es indescriptible: cómo te recibía la gente y lo amable que era contigo. Intentaban ponértelo lo más fácil posible, y si había cualquier problema de comunicación por el idioma, buscaban la manera de ayudarte. Allí en Las Vegas conocí a muchas personas a las que ojalá pudiese seguir viendo y con las que pasé casi toda mi estancia en el evento, y a estas personas las conocías en cualquier parte: esperando la cola, en tu hotel, viendo el stream del escenario, en las setups de freeplays, en tu pool, en el aeropuerto... Lo cierto es que es más difícil no hacer amigos en el EVO que hacerlos debido a la naturaleza del evento y la multitud de gente que hay en el mismo.

Mientras esperábamos en la tercera cola podíamos escribir sobre esta pizarra cualquier cosa que quisiéramos. La gente era divertida y creativa y puso desde frases graciosas hasta memes famosos. Foto por Jasku.

 

Pero, si a alguien debo hacer SO es a Salem, a quien me encontré en el aeropuerto y con quien pasé horas hablando. Me contó mil detalles tanto de Brawl como de SSB4 y SSBU y algunas de sus aventuras mientras yo le lloraba tanto de Sonic como de Marth y le hablaba de España. Nos encontramos a ZeRo, quien se pasó a saludarnos, y después al aterrizar Salem me enseñó a usar Uber y me ayudó a pedir a mi primer conductor (incluso se ofreció a pedírmelo él y que fuésemos juntos). Salem demostró ser muy buena persona y muy simpático, y por fortuna nos volvimos a encontrar en el EVO y pudimos hablar un poco más. Espero volver a verlo en otro evento alguna vez.

 

Todo esto de hablar de ZeRo y Salem me lleva al siguiente punto que seguro a muchos interesa: los top players.

 

 

- Top players:

 

 

En el EVO vi a básicamente todos y cada uno de los top players: MkLeo, Tweek, Nairo, MVD, Dabuz... y también vi a cientas de personas acercarse a ellos nerviosas y pedirles entrecortadamente fotos y firmas. La razón de tales nervios era por la idealización que sufren las personalidades de gran fama como los mencionados jugadores. Esto sucede tras ver a estas personas en streams, vídeos, rankings o incluso la televisión, lo que hace que las confundamos por algo más que humanos y que las veamos como semidivinidades, pero lo cierto es que en realidad son gente corriente como vosotros los lectores o yo, simples humanos. Y de esto se da cuenta uno al acercarse a hablarles.

 

Algunos me recibieron con una amplia sonrisa; otros, con algo de recelo o vergüenza; y otros incluso pudieron llegar a ser un poco ariscos o hasta bordes. Y no podía ser de otra manera: son personas, cada una distinta y cada una sujeta a presiones y a tener buenos y malos días. Me senté a charlar con algunos de ellos, y se mostraron amables y simpáticos. A mi alrededor veía gente temerosa de acercarse a ellos por culpa de la idealización cuando solo eran otros jugadores más. Un ejemplo bueno fue Mew2King, el cual se sentaba a jugar freeplays con el resto de jugadores en la zona de BYOC. Se generaban colas y la gente se agolpaba alrededor de su setup, pero cuando llegaba tu turno de jugar te encontrabas con que quien está a tu lado, Mew2King, un top player, podría ser un compañero de clase, un vecino o el que trabaja en el supermercado.

 

Y, como dije al principio de este apartado, es normal idealizarlos tras verlos en la pantalla durante años, y tanto yo como seguramente vosotros lo hayáis hecho alguna vez, pero cuando me senté a sencillamente compartir una conversación con ellos fue fácil percatarse de que eran de carne y hueso, que sentían como cualquier otro y que tenían muchos fallos y muchas virtudes. Y desde luego jugar o charlar con ellos viéndolos como un colega más en vez de como una celebridad era una experiencia bastante gratificante, probablemente tanto para mí como para ellos. Eso sí, hice que todos firmasen un superpóster de SmashBrosSpain.

 

 

 - Conclusión:

 

 

Lo bueno: la gente, enfrentarte a jugadores de nivel excepcional, la aventura que significa viajar hasta Las Vegas y ver presencialmente el stream.

 

Lo malo: el torneo en sí no fue de lo mejor, pocas freeplays, colas y más colas, el dinero a pagar y los horarios.

 

Con todas sus cosas buenas y todas sus cosas malas, el EVO fue una experiencia que valió la pena. No me arrepiento de haber ido hasta allí y haberlo visto con mis propios ojos, pero no volvería. De ir nuevamente a los Estados Unidos visitaría otro Major, probablemente el SmashCon, del cual he recibido muy buenas críticas.

 

Pasear por el extensísimo local, conocer gente de todas partes, vivir experiencias únicas... todo me encantó, pero había algo que echaba en falta desde el primer momento que puse un pie en Las Vegas: mis colegas de la comunidad española. No podía dejar de pensar en Torakito, IvándeSevilla, Maikel, Alpswat, Dr. Polen, Flamberik, Decade, y muchos más. Ojalá hubiera podido compartir la experiencia con ellos y ojalá ellos pudiesen haber vivido lo que yo he vivido. Por ello, se me ocurrió una idea mientras estaba allí: grabar un vídeo especial en el que intento capturar la esencia del viaje para poder llevársela a quienes no pudieron acompañarme. A continuación podéis ver este pequeño vídeo casero con el que pretendo llevaros el EVO a todos los españoles:

 

 

¡Muchas gracias a todos por haber leído los dos artículos!; espero que os haya gustado y espero que os guste el vídeo.

Comentarios

Debes estar logeado para poder dejar comentarios.


12 comentarios Ordenar comentarios por
Lucimo
Ahora que esta el video solo puedo decir que me ha encantado. Super tierno y lleno de buen rollo. Muchisimas gracias grande jasku
Lucimo
Gran articulo Jasku. Has transmitido super bien lo que has sentido ahi. En especial me gusto mucho la parte de salem, fuiste muy afortunado por poder estar hablando con el tranquilamente un rato. Ojala vivirlo algun dia acompañado o de aventura solo como hiciste tu. Espero ansioso al video. Un saludo
El_Bardo
Se agradece mucho que hayas destacado tanto lo bueno como lo malo de asistir a un evento así. La verdad es que aún sabiendo todo lo malo que tiene y lo caro que resulta, como bien dices es un viaje que hay que hacer al menos 1 vez en la vida para experimentarlo. ¡Quizá gracias a tu articulo el año que viene hay una expedicion española mayor y todo! Con ganas de ver el video.
shancks
Es una maravilla de artículo(junto con el anterior). Desean de ver el vídeo que estás preparando. La verdad que debe ser una experiencia increíble a pesar de las cosas malas que comentas.
Crowley
Asombroso, me ha encantado tu artículo. Yo llevo casi 15 años jugando a Smash Bros, pero nunca he participado en un torneo y tampoco me he introducido en la comunidad eSport de esta saga, a pesar de la gran cantidad de horas que he pasado jugando y practicando para ser siempre mejor en competitivo. Este artículo me ha abierto los ojos en muchos aspectos, y aunque me siento avergonzado de no reconocer casi ninguno de esos jugadores que has mencionado, estoy deseando conocerlos, formar parte de esta comunidad como un jugador más y meterme de lleno en este mundo. ¡Gracias por el artículo, Jasku!

Jasku
No te imaginas hasta qué punto me hace sentir bien tu comentario; ¡muchas gracias! ¿Sabes ya cómo contactar con tu comunidad local? Si no, puedo echarte una mano.

Crowley
Pues ha sido hoy cuando he conocido este portal, y era con el objetivo de buscar torneos donde empezar y, supongo que sobre todo, buscando gente con la que jugar en línea y disfrutar de unos buenos ratos. De modo que estoy un poco abrumado y no sé como comenzar a introducirme en la comunidad local, no me vendría mal la ayuda y la agradezco mucho jajaja

Jasku
Vale, sin problema. Primero, dime de qué comunidad autónoma eres.

Crowley
Andalucía, concretamente Málaga,

Jasku
¡Qué guay, yo soy de Sevilla! Puedes ponerte en contacto con la comunidad malagueña en discord y ahí te pueden dar el link tanto al grupo de whatsapp malagueño como al andaluz. Tienes un link al discord de SmashBrosSpain en el menú desplegable de está página arriba a la izquierda. En el discord busca a jugadores malagueños como Koto, Korge, Piludo o Karka.

Crowley
¡Genial, me pondré a ello! Espero que coincidamos y echar unas partidas, ¡y muchas gracias por la ayuda!
Tunio Tuñete
Soy incapaz de comprender cómo un jugador de bajo nivel que has comentado tiene la confianza suficiente como para presentarse a al torneo de tal nivel y tan caro (aunque sean de la misma ciudad, participar era caro como comentaste en el anterior). Está claro que lo que les interesa es la experiencia y no hacer un buen papel Por cierto interesante lo que comentas de los top players. Yo mismo lo he visto a nivel regional o incluso local, cómo gente intenta hacerse amiga de los jugadores reconocidos de la región (o les hacen la pelota online). Como si hablar con ellos tuviera más valor que con cualquier otra persona del lugar En fin, gran artículo. Gracias por compartir la experiencia